Marley

Un buen documental necesita una base muy fuerte de información y saber contar una historia con ello. Bob Marley era una persona rodeada por mucha gente, ya sean familiares, amigos o seguidores, y aquí se comprobará desde el primer minuto.

La documentación es básica para un documental, valga la redundancia, y en los títulos de crédito podemos ver la gran cantidad de lugares que han aportado información. Quizá simplemente colaboraron con una imagen, pero eso es lo da fuerza al conjunto.

No necesitas conocer nada, yo no sabía más que lo básico, sobre Marley para acercarte a esta historia. Su director,  Kevin Macdonald, ha querido explicar el mito desde su nacimiento hasta su muerte. Hay dos formas de tratar un documental biográfico: dejar que hable el protagonista o que lo hagan los de su alrededor. Aquí se optará por la segunda opción, aunque salgan imágenes de entrevistas y declaraciones del "rey del reggae".

Podría comentaros cosas sobre la película, intentar explicar su contenido o remarcar alguna anécdota, pero esto no es ficción y de nada sirve resumir un documental. En la sala había seguidores del jamaicano y se sorprendieron con algunos de los datos y personas que aparecen, parece que el trabajo de documentación ha servido para aportar algo nuevo. Esto es lo que marca la diferencia en el documental, el conseguir que el público no salga diciendo que ya sabía todo.

Se muestran todas las etapas de su vida, la relación con la música y sus mujeres. A lo largo de la película escucharemos diferentes temas suyos que estarán incorporados con un fin justificado aunque siempre los escuchemos fraccionados. Quizá este sea un problema al tratarse de un documental sobre un músico, pero lo que importa es su figura y finalmente queda bien marcado el mito. Deberán verlo los que llevan su cara en camisetas y los que le critican por la relación con las drogas, creo que ambos se sorprenderán.


Opinión personal: creo que se me ha vuelto a escapar la opinión en la información y se ve que me ha gustado como documental. El personaje puede gustarte más o menos, quizá no ser de tu interés o resultarte indiferente, pero el trabajo de exposición es impecable. No da nada por hecho y consigue resumir su vida en casi dos horas y media, quizá demasiado para ser un documental en cine. El documental no es un género desconocido para Macdonald y gusta ver el trabajo de un experto. 

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...